Me cambiaste las reglas

Y de repente cambiaste todas mis reglas. Porque en mi código de dignidad no cabían las cartas sin respuesta, los besos simulados, los abrazos con amor. Me cambiaste las reglas, esas que me exigían amarme a mi antes que a nadie, dormir con los ojos secos, cantar sin un nudo en la garganta. Me cambiaste las reglas, porque yo supuse que nunca iba a amar alguien con esta intensidad.

Eduardo Horta G’.

Anuncios

3 comentarios en “Me cambiaste las reglas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s